Causa ‘nerviosismo’ reforma energética de AMLO a Unión Europea

Tiempo de lectura 3 minutos aprox.

STAFF

Los cinco diputados de Europa que se encuentran en México perciben incertidumbre por la reforma eléctrica que impulsa el gobierno, dijo Massimiliano Smeriglio, jefe de la delegación y copresidente de la Comisión Parlamentaria Mixta México-Unión Europea, en conferencia de prensa.

“Sobre el acuerdo y la cuestión energética, en la escucha que hemos hecho, ya sea de nuestras embajadas o de nuestras empresas europeas, hemos sinceramente registrado un clima de incertidumbre, y para nosotros el tema de la reforma energética es un tema sensible”, manifestó en rueda de prensa.

El objetivo de la visita, “es implementar y llegar a la ratificación del Acuerdo Global y Comercial entre la Unión Europea y México”, afirmó Smeriglio.

De igual manera el parlamentario italiano reconoció que, además del acuerdo, la reforma energética del actual gobierno, “concentró la atención de su visita”.

La reforma energética busca limitar a 46 % la participación de las empresas privadas en la generación de electricidad de México, desaparecer los reguladores autónomos y priorizar el despacho de las plantas de la “CFE” sobre las energías renovables del sector privado.

En los últimos meses, López Obrador ha denunciado una gran depredación de las empresas privadas y extranjeras. Inclusive dando nombres de compañías italianas en las conferencias matutinas.

 “Nosotros no percibimos hostilidad porque, si no, no estaríamos aquí. Percibimos problemas y percibimos también una voluntad, al menos difusa, de querer afrontar estos problemas. No siempre, no en todos los encuentros que tuvimos”, manifestó.

A pesar de la situación, Smeriglio dijo que la reforma eléctrica no condiciona la modernización del Acuerdo Global, cuya negociación cerró en 2020, pero aún no se ha ratificado.

“Nosotros debemos llegar a la firma del Acuerdo Global y Comercial lo antes posible, esa es nuestra voluntad, y también es la voluntad registrada en los encuentros públicos del Gobierno mexicano y los parlamentarios”, sostuvo.

Smeriglio indicó que la reforma eléctrica no tiene “relación” con el acuerdo, sino con la relación más amplia entre México y la Unión Europea.

Mencionó que el acuerdo se ocupa de derechos humanos, de los Acuerdos de París sobre la sustentabilidad ambiental y de las reglas sobre el libre comercio.

“Sería una pérdida, una tragedia para todos, constatar la dificultad o la imposibilidad de tener una relación estratégica con México”, expresó.