Al bloquear calle… Desquician haitianos zona centro de Tampico

Tiempo de lectura 4 minutos aprox.

Rufino Aguilera/La Expresión


En Tampico.- Un grupo de 60 migrantes haitianos entre hombres, mujeres embarazadas y niños, bloquearon por varios minutos la calle Emilio Carranza, de la zona centro, para exigir la liberación de sus paisanos, quienes fueron asegurados la noche del lunes en un operativo conjunto entre personal del Instituto Nacional de Migración y la Guardia Nacional en las instalaciones de la Central de Autobuses.
La molestia por los automovilistas tanto de transporte público y privado fue notoria pues intentaban pasar por la vialidad cerrada y les era impedido el paso por los haitianos, quienes aseguraron que no se retirarían hasta no obtener información de sus compañeros y la aprobación de refugio y con ello sentirse con mayor tranquilidad en la zona sur de Tamaulipas.
Edson Derisse, mencionó que la gente los quiere ayudar, pero tienen el temor que los acusen de tráfico de migrantes, pues es información que se ha difundido por parte de las autoridades, por ello no han podido obtener su pasaje para continuar su camino hacia Monterrey, Nuevo León.
“Ayer, a las ocho de la noche, nos quitaron de la Central de Autobuses, fue personal en dos furgonetas de Migración, capturaron a varios haitianos y ahorita están en las oficinas, estamos solicitando que los liberen y que nos aprueben la solicitud de refugio, la mayoría nos queremos quedar en Tampico a trabajar, no sé porque están molestándonos”, expresó.
Wilson, otro de los haitianos, que logró la solicitud de refugio por parte del Instituto Nacional de Migración, señaló que buscan la legalización en México, que sean por escrito, con firma y nombre, indicó que no es posible que tengan en celdas a hombres, mujeres embarazadas y niños al interior de las oficinas de Migración.
“Como es posible, hay niños adentro como una cárcel, ellos no saben nada de lo que sucede, hay mujeres embarazadas, hombres con enfermedad crónica, queremos una migración digna, deben ser humanos con nosotros, los niños tienen sus derechos y deben estar seguros, no somos delincuentes, abusadores, drogadictos, queremos trabajar y tener una vida mejor aquí”, expuso.
No obstante, en el bloqueo, se generó un conato de violencia entre un pasajero de un taxi contra los migrantes haitianos, el cual les pidió que se hicieran un lado, en la banqueta y ahí manifestarse y no afectar a terceras personas, la situación se tornó compleja pues comenzaron a gritarse y ofenderse, a punto de lidiarse a golpes.
“Entendemos lo que piden pero que no afecten a la ciudadanía, yo aquí vivo a dos cuadras y quieren que me vaya a rodear seis cuadras, le digo yo aquí vivo, ahora ahí cabemos que se hagan a un lado no tienen que ponerse en toda la calle, lo que va a pasar es que voy a pasar por encima de toda esa bola de “cabrones”, agregó el pasajero afectado.
Después de varios minutos llego la Guardia Nacional quienes lograron desbloquear parcialmente la calle, enseguida salió un elemento del Instituto Nacional de Migración y los atendió de tres en tres, fue cómo iban a ingresar a las oficinas para que pudieran obtener su solicitud de refugio y con ello terminó la manifestación.