Quedarse en casa tiene lado negativo, incrementa obesidad

Tiempo de lectura 2 minutos aprox.

Información/Christian Rivera
En Ciudad Victoria. La responsable del Programa de Control de Diabetes en la Clínica de Medicina Familia del Issste, Maribel Alvarado Hernández, dijo que a raíz del aislamiento y las clases en línea se ha incrementado la obesidad en los adultos jóvenes.
En los últimos meses se ha incrementado 30 por ciento la atención diaria en pacientes con cuadro de obesidad, debido al sedentarismo, lo que podría incrementar a mediano plazo las enfermedades crónicas degenerativas como la diabetes e hipertensión.
Explicó que al día se reciben cuatro pacientes por este motivo, de los cuales son jóvenes que han incrementado su peso al mantenerse inactivos en sus domicilios, por las jornadas escolares e ingerir mayores alimentos
“Sobre todo en los adultos jóvenes, en los muchachos que están en casa tomando clases desde casa, nos está pasando esto, están incrementando el peso, y pues eso sí nos está impactando”, refirió.
La doctora enfatizó que la cifra es alarmante, por lo que se brinda una atención integral y de seguimiento a los pacientes que llegan con un cuadro de obesidad.
Además, dijo, se tiene previsto que en cuanto se haya superado la pandemia del Covid-19, se incremente un 80 por ciento el número de pacientes para reducir la obesidad.
Actualmente la clínica de Medicina Familiar del Issste atiende a 80 pacientes con problemas de sobrepeso, quienes llevan su seguimiento diario, al presentar exámenes clínicos y llevando una rutina de ejercicios y alimentación.
“Con la finalidad de superar en algo lo que estamos viviendo. Diariamente vemos un promedio de 20 pacientes; de pacientes nuevos aproximadamente cuatro diarios. Esto por 22 días que tenemos”, explicó.