ALFREDO GUEVARA
ALFREDO GUEVARA

Todo a su tiempo

Tiempo de lectura 5 minutos aprox.
ALFREDO GUEVARA
ALFREDO GUEVARA

Tinta Negra
Alfredo Guevara

Nuevo Laredo, Reynosa, Victoria, serán los municipios que más disputa tendrán en la elección programada para el 2021, cuyo inició del año electoral, al menos hasta ahora, sigue programado para el mes de septiembre. Y es que, aun y cuando pudiéramos incluir a Tampico, la realidad de las cosas es que está por demás complicado que alguien, sea hombre o mujer, derrote a JESÚS NADER NARSRALAH o, a menos que el actual alcalde, aspire a más y pretenda ser candidato a diputado federal y no precisamente, a una segunda oportunidad en la presidencia municipal. Por Nuevo Laredo, habrá que decir que el alcalde ENRIQUE RIVAS CUELLAR ya se le termina el segundo periodo para el que fuera electo y por tanto, ya le entonan las golondrinas. Su siguiente paso político podría ser a diputado federal, porque de regresar al Congreso de Tamaulipas como legislador local, sería todo un retroceso. Finalmente RIVAS CUELLAR se dio por vencido y los errores que cometió en Nuevo Laredo, le restaron posibilidades de empezar a trabajar por la gubernatura de Tamaulipas, como era su intención. La promoción que llegó a hacerse, dando a conocer los logros que tiene en esa ciudad fronteriza como alcalde, terminó en un cesto de basura como también su sueño de ir por la grande. Es el mismo caso de MAKY ESTHER ORTIZ DOMINGUEZ que también dejará la alcaldía porque ya se le agotó su periodo como a RIVAS. Por tanto, buscará una diputación local o bien, la legislatura federal, aprovechando el elevado nivel de popularidad que tiene en esa población fronteriza. Desafortunadamente, enfrente tendrá dos enemigos, uno de ellos precisamente el partido político que la llevó a la alcaldía y sobre todo, el grupo en el poder, que hará lo imposible para que vuelva a triunfar en la próxima contienda. En el caso de Victoria, sigue generando una competencia desleal el recién incorporado al PAN, el diputado federal MARIO RAMOS TAMEZ, quien, como lo dijimos anteriormente, sigue desatado promoviéndose, pensando en una eventual posibilidad de ser alcalde. Nos preguntaban, pero ¿cuál competencia desleal? Y respondemos. La competencia desleal y ventajosa que trae MARIO RAMOS, es que el anda adelantado, amparándose en la figura de legislador federal entregando despensas en tiempos de la pandemia, a sabiendas que prospectos como FERNANDO CAMPOS MARTÍNEZ director del Instituto de Capacitación para el Empleo, el Subsecretario de Bienestar Social ALVARO HUMBERTO BARRIENTOS BARRON, por ejemplo, no pueden hacer lo propio, por el compromiso que tienen como servidores públicos en la administración estatal. Si realmente MARIO le gustara la competencia, esperaría a que tanto CAMPOS como ALVARO, estén en condiciones también de promocionarse ante los diferentes sectores de la sociedad. Por cierto, vaya desconocimiento en el que han incurrido quienes han comentado de manera desorientada, que ALVARO no puede ser candidato del PAN a la alcaldía de Victoria, porque supuestamente es de Matamoros, cuando la realidad no es así. Desde luego que el Subsecretario de Bienestar Social es nacido en la Capital del Estado. Ya en otras ocasiones, daremos santo y seña, para despejar esa y otra serie de dudas. Por lo pronto, ALVARO sigue dedicado cien por ciento a cumplir su encomienda como servidor público, dando respuesta a necesidades de la población más vulnerable y canalizando ante dependencias que correspondan, planteamientos que están fuera de su competencia. En tanto, FERNANDO CAMPOS, a quien muchos le reconocen que el resultado de su trabajo, le ha permitido que el Itace Tamaulipas sea un ejemplo nacional, mantiene comunicación con alumnos y maestros del Instituto, además de que trabaja en la elaboración de un plan integral que podría implementarse, una vez que se regrese a la nueva realidad en dicho plantel educativo. Tanto FERNANDO como ALVARO no se distraen, conscientes de que no son los tiempos y menos de las definiciones, aunque otros como MARIO RAMOS TAMEZ estén sacando provecho de una manera ventajosa. En fin.