Es Gobierno federal el primer enemigo de los productores: CNC

Tiempo de lectura 3 minutos aprox.

Clemente Zapata M. / La Expresión

En Ciudad Victoria. El Gobierno federal es el primer enemigo de los productores comerciales, así lo declaró el presidente de la Confederación Nacional Campesina (CNC), un sector del Partido Revolucionario Institucional, Raúl García Vallejo.

“Lo hemos dicho y lo seguimos diciendo y lo vamos a seguir sosteniendo en todos los foros en que hemos estado; no estamos en contra que apoyen a los pequeños productores, que los sigan apoyando, pero que no descuiden la agricultura comercial”, dijo.

Señaló que los productores se sienten discriminados porque no han tenido el trato que merecen; porque su labor es para producir no sólo a Tamaulipas, sino a todo México.

Agrega: “Es para la producción alimenticia (…) De aquí se distribuyen todos los granos, tanto el maíz, como el frijol, la soya, la canola; todo lo que se siembra es a nivel nacional”, sentencia.

Lo anterior se da en el contexto del peligro en que se encuentra la distribución del agua en los distritos de la zona norte del estado: “Desgraciadamente, están diciendo que sólo les va a tocar el 30 por ciento y esos nos limita los riegos”.
García Vallejo asegura que se está en pláticas con todos los productores, para tomar la decisión sobre qué hacer en caso no llegar a un acuerdo con la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

“Una cosa es el nivel que tenga la presa y otra cosa es lo que te quiera dar la Conagua, puedes tener mucha agua y es para otro uso y eso es lo que estamos viendo”, aclara.

Por otro lado, reconoció que de las casi 600 mil hectáreas con que cuenta el norte para sembrar, “fácil se quedarían unas 80 o cien mil hectáreas sin siembra, porque no hay recursos para sembrar”.

Lo único que mantiene a los productores en pie, es el precio internacional del sorgo que, ante la escasez mundial, es como puede ser más rentable la tierra citó:

“Hoy se vende la tonelada de sorgo en el sur en cinco mil 300 máximo, en el norte está en cuatro 800 o cinco mil pesos (…) Tentativamente se han vendido más de un millón de hectáreas”, finalizó.