Los excesos de la 64

Tiempo de lectura 3 minutos aprox.

Tinta Negra
Alfredo Guevara

Las posibilidades de que alguno de los legisladores del Partido Acción Nacional presida la Junta de Coordinación Política en el Congreso local, quedaron prácticamente descartadas en los próximos tres años.
Eso se lo deben agradecer y bien los panistas, a su Coordinador del Grupo Parlamentario de Acción Nacional LUIS RENÉ “el cacharro” CANTÚ GALVÁN, que dobló las manitas, y no tuvo más que apechugar y sentir lo que ellos hicieron, cuando fueron mayoría en el Congreso local, donde habrá que decir, se excedieron.
Y es que con 21 votos a favor por 13 en contra, se aprobó la iniciativa de reforma presentada por el diputado JUAN OVIDIO GARCÍA, con lo que se asegura la permanencia de ARMANDO ZERTUCHE ZUANI en la presidencia de la Junta de Coordinación Política.
A la propuesta del diputado de MORENA se sumaron los legisladores del Partido del Trabajo, Revolucionario Institucional y Movimiento Ciudadano.
Una muestra más de que CANTÚ GALVÁN, urge que sea removido como coordinador del Grupo Parlamentario y por ende, de la presidencia del comité directivo estatal del PAN, desde donde le sigue haciendo daño al grupo político en el poder, toda vez que a la militancia y simpatizantes del Partido, ni siquiera los toma en cuenta.
Y la embestida de los legisladores de MORENA por aclarar un sinfín de presuntas irregularidades cometidas durante la 64 legislatura del Congreso local va a continuar, una vez que comparezca JORGE ESPINO ASCANIO como titular de la Auditoría Superior del Estado, toda vez que hay legisladores que consideran que el auditor se prestó en algunos casos para la aprobación de cuentas públicas del Estado, ayuntamientos y organismos público descentralizados.
Por algo se le está requiriendo.
Y coinciden en que una de las cuentas que se tienen volver a abrir y analizar, es la del Ayuntamiento de Victoria, sobre todo los dos primeros años en los que fungió como alcalde XICOTENCÁTL GONZÁLEZ URESTI, tras denuncias que se presentaron en su momento por medios de comunicación y otras que llegaron a la Fiscalía para el Combate a la Corrupción, la Unidad de Inteligencia Financiera y Económica, así como la Fiscalía General de Justicia en el Estado.
Por lo pronto, el GP de MORENA en el Congreso local recuperó parte de lo que había perdido y demostró que el PAN requiere de un nuevo pastor, toda vez que “el cacharro” CANTÚ GALVÁN, solo está sirviendo para dos cosas.
En el peor de los casos, es que, quien depende precisamente de quien coordina el Grupo Parlamentario del PAN, la está viendo perdida en ese como en otros temas que están por venir. En fin.